Editorialista Invitado

TORRE FUERTE

2020-11-20 - Editorialista Invitado


*Roberto Assael Pontremoli, monopolio y poder
*Maru, implora, y de “rodillas”, a Dante Delgado
*Carlos Borruel y Gustavo Madero, en la final del PAN
*Javier González Mocken, también sube sus carteleras
*Armada la agenda de inversión ferroviaria: Máynez
*La “Nada” y el retorno de María Antonieta Pérez Reyes


 

 

 

 

Roberto Necim Assael, monopolio y poder /

A raíz de la decisión ejecutiva del presidente Donald Trump, quien hace cinco meses decidió detener la migración autorizada a los Estados Unidos, a causa de la pandemia por el Covid-19, salió a flote de nueva cuenta la incompetencia y las presuntas irregularidades de las clínicas médicas del mexicano-judío, Roberto Necim Assael Pontremoli, que mantiene de este lado de la frontera, el millonario monopolio de las visas estadounidenses desde hace 40 años.

Se trata de un extraordinario negocio de no menos de 100 mil exámenes que anualmente se aplican a los solicitantes y aspirantes a visas de residente en el vecino país, y que dejan un ingreso de no menos de 40 millones de dólares al año, y cuyo poder, ha tenido como históricos ‘aliados’, al Consulado General de los Estados Unidos en Ciudad Juárez, y a la mismísima embajada del gobierno norteamericano en México, de acuerdo a fuentes consultadas por este periodista.

El asunto que pone de relieve los riesgos y la incapacidad de las clínicas de Assael en Ciudad Juárez y en la capital mexicana, son las denuncias sobre resultados inconclusos de las pruebas de PCR que ahora, extrañamente y en medio de la coyuntura de la pandemia por el Covid-19 realiza Clínica Médica Internacional (CMI), que capitaliza el 68 por ciento de los exámenes médicos como condición sin equanon, para que los aplicantes de los trámites de residencia puedan siquiera ingresar al bunker que ocupa el Consulado de los Estados Unidos en Ciudad Juárez.

El 32 por ciento restante, está a cargo de Servicios Médicos de la Frontera, que manejan otros presuntos socios de Assael, poseedor del contrato, y quien tiene también el apoyo total del actual Cónsul General, Erick S. Cohan, uno de los presuntos y principales involucrados en el millonario negocio de las clínicas que otorgan esos exclusivos servicios, y que se han extendido hasta la Ciudad de México, desde donde se perfila a los migrantes de los 2,440 municipios del país, además de los paisanos que vienen de los 50 estados de la unión americana.

Un viraje, y la extensión a pruebas presuntamente irregulares, no autorizadas por la Cofepris de México, pero que cuenta con el aval de Indre para asegurar el otorgamiento de pruebas de Covid-19, lo que ha puesto en entredicho la calidad de los servicios de la clínica médica que es responsable de los exámenes del anhelado de los migrantes, que bajo el nuevo estatus de residente permanente, son parte de la migración mundial que se gesta en el Consulado General de los Estados Unidos en Ciudad Juárez.

Un negocio redondo, donde todos los que acarician el ‘American Dream’, sin excepción, que están obligados a pasar la ‘aduana’ y los filtros de las clínicas de Roberto Assael, que se han convertido en una franquicia en la gesta de una migración que tiene el respaldo de la International Panel Physicians Association –IPPA, por sus siglas en inglés-, en el extraordinario movimiento de migrantes a Estados Unidos;

Y cuyo proceso está, literalmente ‘paralizado’, a causa de la pandemia mundial por el Covid-19 y por la decisión del presidente Trump, quien emitió la orden ejecutiva para detener el flujo de la migración a ese país

 

En esa coyuntura, el surgimiento de un nuevo negocio de Assael Pontremoli, y de sus clínicas, cuyas denuncias sobre irregularidades y hasta presunta corrupción, ya han llegado a diversos medios de comunicación en Ciudad Juárez.

Un caso que seguramente llegara hasta el escritorio del embajador de los Estados Unidos en México, Christopher Landau, y al Departamento de Estado del gobierno norteamericano en Washington.

En fin que hay mucha tela de donde cortar sobre el progresivo negocio de las clínicas que otorgan los exámenes médicos, y ahora, hasta de Covid-19, a los miles de migrantes que siguen acariciando el sueño americano.

Del modus operandi en los Aeropuertos Internacionales y del negocio de Hamburgo Número 216 en la capital del país, ya le platicaremos en la entrega del próximo lunes en Torre Fuerte.

 

 

Maru, implora, y de “rodillas”, a Dante Delgado /

Tómelo con la reserva del caso. Pero los Hunters de la política, le han hecho llegar a este periodista el reporte de que ayer en la capital mexicana, la alcaldesa de la capital, la panista María Eugenia Campos Galván, le imploró al senador Dante Delgado Ranauro, acceder a la candidatura al gobierno de Chihuahua, para representar al partido de Movimiento Ciudadano (MC).

Y ese, hasta ahora ‘chisme’, ha surgido en medio la crisis política que enfrenta la candidata del PAN a la gubernatura, que se ha convertido en la virtual víctima del gobernador del estado de Chihuahua, Javier Corral Jurado.

Y si no fuera por mi fuente, que ni siquiera forma parte de los equipos opositores que le disputan la candidatura a Maru Campos en el PAN, y cuyos intereses están centrados en otros horizontes, no le hubiera dado el más mínimo crédito.

Pero les juro, que me ganó la morbosidad política sobre el caso de Maru, del quien ayer fuimos explícitos en la columna, sobre la relación con el exgobernador de Chihuahua, César Duarte y la presunta entrega de 7.1 millones de pesos para quien, posteriormente, y con el patrocinio del priísta –y ese, es un secreto a voces-, se convirtió en la alcaldesa de la capital. Y mi carísimo amigo chihuahuita me escribió así:

“La Maru tan asustada, esta que se rebaja, faltándole el respeto a la militancia azul, entra al mercado político. Buscó de rodillas, a Dante Delgado, implorando su franquicia al mejor postor”. Ese fue el mensaje textual.

De allí, surge entonces un mundo de conjeturas, sobre la búsqueda frenética de la Maru Campos, que buscaría en esa ‘hipótesis’, saltar del PAN al partido de Movimiento Ciudadano para levantar la bandera de una ‘revolución’ en Chihuahua.

El detallito fino es que el senador Dante Delgado Ranauro, quien es ‘siamés’ político de Manlio Fabio Beltrones, y ambos hechura del poderoso exsecretario de Gobernación, el veracruzano Fernando Gutiérrez Barrios, es ‘amigocho’ político del gobernador Javier Corral, y los dos, coincidentemente, tanto Corral como Dante, son ‘cartas’ en el juego abierto de la sucesión política de 2024.

Nada tiene de malo que Maru llore y se desahogue a los pies de Dante, queriéndole despojar las posibilidades al alcalde de Parral, Alfredo, el ‘Caballo’ Lozoya, quien trae un compañón, a pesar de lo que dicen sus detractores y los incrédulos, pero la hipótesis, francamente, solo sirve para denostar a la pobrecilla alcaldesa de la capital, ‘ahijada’ del exgobernador priista de Chihuahua.

Y con todo lo que ha sucedido en la entidad, y con los expedientes que tiene a la mano el gobernador panista, Javier Corral, la edil capitalina Maru Campos, se ha convertido en una inversión de “capital de riesgo”, como dicen los financieros, y la que pocos, desearían apostarle en este momento.

 

Posdata: En relación con este presunto, y espinoso asunto de la presunta transmutación política, contundente la respuesta del líder estatal de MC, Francisco Sánchez Villegas: “Aquí no hay cabida de perfiles cuyo legado es la frivolidad, el pasado de sobornos y el sobreprecio de cada una de sus acciones”.

 

 

Carlos Borruel y Gustavo Madero, en la final del PAN /

Por cierto que con la ofensiva política y legal del gobernador de Chihuahua, Javier Corral Jurado en contra de María Eugenia Campos, y quien ya es acusado de “misógino” y hasta de “violencia de género” por las mujeres chihuahuenses que apoyan el proyecto de la alcaldesa de la capital, se vislumbra la ‘final, final’ en el Comité Directivo Estatal del Partido Acción Nacional.

El senador y presunto delfín del gobernador, el senador Gustavo Enrique Madero Muñoz en contra del exalcalde de la capital, Carlos Borruel Baquera, que anda en franca campaña por todos los rincones del estado, apostándole al designio del Ejecutivo Estatal.

Esa es la final que se anticipa en el PAN si el gobierno de Chihuahua, a través de la Fiscalía General del Estado (FGE), de cuyas acciones se deslindó por cierto, el gobernador, decide darle ‘cuello’ a la Maru Campos, que mueve cielo, mar y tierra en la ciudad de México, y entre sus abogados, para enfrentar la inédita ofensiva de un mandatario estatal en contra de una correligionaria de partido, que enfrenta la desgracia y el ‘pecado’ de haber sido amiga del exgobernador del PRI, César Duarte, en su gestión gubernamental 2010-2016.

“Corrupta”, en la interpretación llana del gobernador Javier Corral, con quien no ha cruzado palabra, mucho menos dialogo, durante los últimos dos años, en otro hito histórico de la relaciones institucionales, entre un alcalde y un gobernador en la capital. Y ni siquiera sucedió con el enfrentamiento abierto que tuvo Duarte con el entonces alcalde del PRI, Marco Adán Quezada.

Lleno de hipocresías y de mentiras, pero se privilegió el diálogo político, la palabra y la retórica ortodoxa, en medio de la sórdida guerra, que llegó hasta los trompones, en el enfrentamiento físico que alguna vez ambos protagonizaron, en la versión contada por un exdiputado federal de ese partido, que habría sido testigo de ese desencuentro entre ambos personajes.

Allá en la capital, no pocos ven ya como candidato del PAN a Borruel, y aseguran que será la opción política para detener en “justicia”, dicen, la aspiración del senador Gustavo Madero, socio político del gobernador, Javier Corral y con quien sigue en seria deuda.

El estado y las dos principales ciudades donde se concentra el voto de los chihuahuenses, tapizada de los espectaculares del exalcalde panista, Carlos Borruel, que siente que la oportunidad de regresar a la política de ‘alto nivel’ en el estado de Chihuahua, está ahora, más que nunca, a tiro de piedra.

Y una forma, dicen, de poder ayudar en medio de la gran crisis del PAN al gobernador.

Fuera Maru Campos, Carlos Borruel y Gustavo Madero, los dos finalistas del albiazul en la ‘final, final’. Nadie más de momento en el tentadero político…

 

 

Javier Gonzalez Mocken, también sube sus carteleras /

Pasmosa de verdad, la tranquilidad que guarda el exalcalde priísta, y excandidato de Morena en las elecciones de 2018, Javier González Mocken, quien busca regresar a la contienda política de 2021, y de quien, afirman, sería el brazo fuerte, del precandidato y Consejero de Pemex, Rafael Espino de la Peña en Ciudad Juárez.

Algo ha de traer -además de una posible “promesa” de algún político de alto nivel en el gabinete de la ‘4T’-, entre manos el abogado juarense, que terminó a tambor batiente la administración del exalcalde Enrique Serrano, y que se convirtió en candidato externo del partido de Andrés Manuel López Obrador, que llevó hasta los tribunales, no sólo la histórica e inédita contienda política frente al alcalde independiente Armando Cabada, que se definió en un la Sala Especial del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), sino que arrastró incluso, la participación de dos hombres que son claves en la estructura del gobierno federal:

El actual titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Santiago Nieto Castillo y el actual titular de la Administración General de Aduanas (AGA), Horacio Duarte Olivares.

Empero en el contexto de la siempre misteriosa e indescifrable política, los números y las hipótesis sobre esa presunta relación no cuadran en la ‘ecuación’ que tiene ahora como ‘cabeza’ y favorito de la candidatura al gobierno de Chihuahua, al exsúperdelegado de Bienestar Social, Juan Carlos Loera de la Rosa, que si algo tiene asegurado, dicen los que saben, es precisamente la candidatura a la alcaldía de Juárez.

Salvo, un eventual triunfo de Loera a la candidatura al gobierno de Chihuahua, y una negociación, de esas ‘quirúrgicas’ con Javier González Mocken, impensable hasta ahora para algunos morenistas en el círculo político de Juan Carlos.

Se sabe que el bato de los programas sociales del Presidente de México, juega por la ‘grande’ en Chihuahua, pero seguramente, de no favorecerle la decisión, no le incomodaría tampoco, la candidatura por la alcaldía de Juárez, que se ha convertido desde hace muchos años, en la ‘joya de la corona’ de la política en el estado, y que tiene un peso político fundamental en las decisiones de la entidad, y en el entorno geopolítico, mas allá de sus fronteras.

Ayer ‘charlé’, vía whatssap con el abogado, cuyo despacho ha montado una austera y ‘discreta’ campaña, pero al fin, campaña de promoción de la firma “Mocken”, y cuyo trasfondo, hablando en plata, no es otra cosa que mantener en el subconsciente de la raza, el nombre de Javier González Mocken.

Debo confesar que me sorprendió, por sus escasas palabras, su pasmosa tranquilidad. Me lo imaginé sentado en un cómodo y amplio sillón de piel individual y reclinable, ubicado en la cercanía de la ventana de su residencia, resguardado, y temeroso, por el virus de la pandemia.

“En mi casita Héctor, resguardado, anda el virus cañón”…esbozó el abogado y exalcalde de Juárez.

 

 

Armada la agenda de inversión ferroviaria /

El diputado local Misael Máynez Cano, cabeza de la organización política ‘Chihuahua Líder’, tiene asegurado ya el respaldo de los inversionistas extranjeros y nacionales para armar la agenda institucional de lo que será el proyecto ferroviario que conectaría a Houston, Texas con Topolobambo en el pacifico, y cruzando en la perpendicular, el estado de Chihuahua.

Hubo encerrona con el ex embajador de México en los Estados Unidos, Alfredo Gutiérrez Kischner, y se ha programado una reunión más entre finales del próximo mes de enero y principios de febrero, para presentar el proyecto ejecutivo lo que será el trazo tentativo a la oficina de asesores del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Y aprovechando el viaje a la capital, el diputado asegura que ha hecho compromisos y convenios con agrupaciones políticas que impulsarán una alianza o coalición de ‘Chihuahua Líder’ en 2021, y también en las elecciones presidenciales de 2024.

Una de estas es ‘Fuerza Migrante’, que tiene presencia binacional.

En fin que Misael Máynez anda engolosinado con sus nuevas relaciones políticas con el poder, y seguramente ya se ve en alguno de los proyectos del próximo año.

 

La “Nada” y el retorno de María Antonieta /

Interesante el artículo editorial del colega y amigo David Gamboa en Juárez a Diario, que hace unos días abordo el tema de ‘La Nada’, como campo fértil para la creatividad política y las encuestas.

Y dice bien David, cuando se trata de escribir nadie, absolutamente nadie se escapa. Todos pasan por el crisol de la pluma y de la crítica, para acuñar las ideas sobre el llamado “síndrome” de la hoja en blanco.

Y en ese contexto reaparece en la escena pública, la exdiputada y empresaria y activista, María Antonieta Pérez Reyes, quien de la “nada”, cuenta Gamboa, regresó con sendos reclamos en las redes sociales, “a quien otrora fuera su compañero de bancada, el ahora gobernador Corral”.

Un reclamo, que en la perspectiva del comunicador político e investigador de mercados, toma fuerza a través de la página de Facebook, ‘Corral no nos acorrales’, y que en el contexto de la actual pandemia y de las medidas restrictivas del gobierno, se ha convertido en bandera de propios y extraños, a lo largo y ancho de la entidad.

Las encuestadoras Massive Caller y Mitofsky, juegan a los números, y muestran el contraste de opiniones levantadas sobre el ejercicio de gobierno, sobre las medidas adoptadas por el jefe del Ejecutivo estatal, y hasta de las preferencias políticas de quienes aspiran a gobernar el estado de Chihuahua.

Eso nos cuenta el buen David en su espacio editorial del pasado 19 de noviembre.

Comentarios: [email protected] y [email protected]

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 



Comenta con tu cuenta de Facebook